jueves, 4 de febrero de 2010

La noche que llovió hasta desbordar los Remedios



Ayer por la noche tuve insomnio. Me reventé varias series de televisión mientra me llegaba el sueño. Desperté en varias ocasiones... a las 2, a las 3 de la mañana... Por ahí de las 3:30 noté que desde la tarde no había parado de llover. Hoy, en la ciudad de México nos despertamos con la noticia de que se inundó gravemente Iztapalapa, y que se desbordó el Río de los Remedios, en el norte de la ciudad. Esto último me horrorizó más porque, las pocas veces que he tenido que andar por esos lares, sólo recuerdo el olor fétido, podrido, impensable del Río de los Remedios. Tanto, que lo he utilizado como referente de mis incipientes cuentos de terror.

A las 2 de la tarde, los informe premilinares aseguraban que mil viviendas habían sido afectadas por el desbordamiento del Río de los Remedios. En Iztapalapa fueron afectadas 460 familias. Ebrard pidió la ayuda del Ejército.

Hoy, Lila Simón comparte algunas fotografías tomadas por unos amigos suyos que están atrapados en su casa. Las imágenes fueron tomadas desde la azotea. Ya pidieron ayuda pero...



Las imágenes corresponden a la Colonia Valle de Aragón, Segunda Sección, entre las calles Valle de Vistula y Valle del Yaqui, a dos calles de periférico y a dos de Av. Zapatas. Muy cerca de la FEZ Aragón.

Lila escribe: "Dos amigos sufren las inclemencias del tiempo y ellos, como otros tantos, no tiran ni un chicle si no es un bote de basura, están impotentes ante el agua que sube y sube de nivel. Pinche infraestructura de mierda. ¿A quién se le pide ayuda?".